¿Por qué se celebra el Día Mundial de la Salud?

Celebrar el Día Mundial de la Salud para la Organización Mundial de la Salud (OMS) es reclamar salud universal para todos y en todas partes.

En 1948, la Primera Asamblea Mundial de la Salud propuso que se estableciera un «Día Mundial de la Salud» para conmemorar la fundación de la Organización Mundial de la Salud. Desde 1950, el Día Mundial de la Salud se viene celebrando cada 7 de abril. Todos los años se elige para esa jornada un tema de salud específico a fin de destacar un área prioritaria de interés para la OMS.

El Día Mundial de la Salud es una gran oportunidad para aumentar la concienciación y los conocimientos sobre los problemas de salud y para movilizar apoyos en todos los ámbitos, desde el local hasta el internacional. El objetivo principal de la conmemoración de este día es reconocer a la salud humana como un derecho básico de cualquier persona.

En el logro de este objetivo es fundamental que todas las personas tengan acceso a la atención de salud necesaria dentro de su comunidad, recordando que la salud es un derecho y no un privilegio.

“Salud universal significa que todas las personas tengan acceso, sin discriminación alguna, a servicios de salud integrales de calidad, cuándo y dónde los necesitan, sin enfrentarlas a dificultades financieras”, explica la OMS en su página web.

Pero también existe una salud personal, cada uno debemos cuidar de nosotros mismos y de nuestro entorno.

Por eso la alimentación, el ejercicio, una vida sexual sin riesgos, dar de lado al tabaco, al alcohol y a otras drogas, tomar el sol con protección en cualquier época del año, sin descuidar el dormir lo suficiente, evitar el estrés y disfrutar de la vida en comunidad, en sociedad, son los principales aliados de nuestra salud personal.

La mitad de la población del planeta todavía no puede obtener los servicios de salud esenciales que precisa. El propósito de la cobertura sanitaria universal es cambiar esa situación y garantizar que todo el mundo disfrute de un acceso equitativo a los servicios de salud, sin sufrir por ello dificultades económicas.

Para que un país pueda alcanzar la cobertura sanitaria universal es preciso:

  • La existencia de un sistema de salud sólido y eficiente.
  • Que sea asequible con un sistema de financiación de los servicios de salud.
  • Que haya acceso a fármacos y tecnologías esenciales.
  • Que exista suficiente personal sanitario capacitado y motivado.

Sirva este día para recordar que todos los estados miembros de las Naciones Unidas han acordado tratar de alcanzar la cobertura sanitaria universal a más tardar en 2030.

La OMS declaró una pandemia por Covid-19, pero ¿qué es coronavirus?

Los coronavirus son una extensa familia de virus que pueden causar enfermedades tanto en animales como en humanos. En los humanos, se sabe que varios coronavirus causan infecciones respiratorias que pueden ir desde el resfriado común hasta enfermedades más graves como el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS) y el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS). El coronavirus que se ha descubierto más recientemente causa la enfermedad por coronavirus COVID-19.

¿Cuáles son los síntomas de la COVID-19?

Los síntomas más comunes de la COVID-19 son fiebre, cansancio y tos seca. Algunos pacientes pueden presentar dolores, congestión nasal, rinorrea, dolor de garganta o diarrea. Estos síntomas suelen ser leves y aparecen de forma gradual. Algunas personas se infectan pero no desarrollan ningún síntoma y no se encuentran mal. La mayoría de las personas (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial. Alrededor de 1 de cada 6 personas que contraen la COVID-19 desarrolla una enfermedad grave y tiene dificultad para respirar. Las personas mayores y las que padecen afecciones médicas subyacentes, como hipertensión arterial, problemas cardiacos o diabetes, tienen más probabilidades de desarrollar una enfermedad grave. En torno al 2% de las personas que han contraído la enfermedad han muerto. Las personas que tengan fiebre, tos y dificultad para respirar deben buscar atención médica.

¿Cómo se propaga la COVID-19?

Una persona puede contraer la COVID-19 por contacto con otra que esté infectada por el virus. La enfermedad puede propagarse de persona a persona a través de las gotículas procedentes de la nariz o la boca que salen despedidas cuando una persona infectada tose o exhala. Estas gotículas caen sobre los objetos y superficies que rodean a la persona, de modo que otras personas pueden contraer la COVID-19 si tocan estos objetos o superficies y luego se tocan los ojos, la nariz o la boca. También pueden contagiarse si inhalan las gotículas que haya esparcido una persona con COVID-19 al toser o exhalar. Por eso es importante mantenerse a más de 1 metro (3 pies) de distancia de una persona que se encuentre enferma.

La OMS está estudiando las investigaciones en curso sobre las formas de propagación de la COVID-19 y seguirá informando sobre los resultados actualizados.

Fuente: Organización Mundial de la Salud. Sitio Web: www.who.int/es

Secretaría de Salud. Día Mundial de la Salud. Sitio Web: www.gob.mx