Cómo prevenir las garrapatas en las mascotas

Todos los afortunados que tenemos como compañero de vida a un perro, sabemos lo que es estar preocupado para que nuestra mascota no contraiga pulgas o garrapatas.

Las pulgas y garrapatas son los parásitos externos más frecuentes de nuestras mascotas. Para alimentarse deben picar y por si esto no fuera ya suficientemente grave, además pueden transmitir enfermedades peligrosas tanto a tu mascota como a toda la familia.

¿Qué es una garrapata?

Son ácaros de gran tamaño (hasta medio centímetro) que viven como parásitos sobre la piel de mamíferos, alimentándose de su sangre.

Son más comunes en lugares cálidos, o cuando la primavera / verano se acerca subiendo las temperaturas.

Las hembras adultas pueden poner hasta 4,000 huevos durante su ciclo vital, por lo que puede producirse una gran plaga si no se actúa contra ellas.

Las picaduras de las garrapatas en los perros podrían ser difíciles de detectar. Los signos de las enfermedades transmitidas por las garrapatas podrían no aparecer por 7 a 21 días o más después de la picadura; por eso, si usted sospecha que lo picó una garrapata, obsérvalo atentamente para ver si muestra cambios en el comportamiento o el apetito.

Para reducir las probabilidades de que la picadura de una garrapata enferme a su perro:

  •         Revise diariamente a sus mascotas para ver si tienen garrapatas, especialmente si han pasado tiempo al aire libre.
  •         Si encuentra una garrapata en su mascota, retírela de inmediato.
  •         Reduzca el hábitat de las garrapatas en su jardín.

¿Se pueden contagiar los humanos de las garrapatas de los perros?

La respuesta es sí y una de las enfermedades más conocidas es la de Lyme.

La enfermedad de Lyme es causada por la bacteria llamada Borrelia burgdorferi (B burgdorferi). Las garrapatas de patas negras (también llamadas garrapatas del venado) pueden portar estas bacterias. No todas las especies de garrapatas portan la bacteria. Las garrapatas inmaduras se denominan ninfas y tienen aproximadamente el tamaño de una cabeza de alfiler. Las ninfas adquieren las bacterias cuando se alimentan de pequeños roedores, como los ratones, que están infectados con B burgdorferi. Usted puede contraer la enfermedad si lo pica una garrapata infectada.

Si detectamos que tenemos alguna garrapata, debemos acudir a nuestro médico.

Tranquilos, no todo es malo, las garrapatas siempre van a preferir alojarse en mamíferos de mucho pelo como nuestros perros antes que, en humanos, pero eso no significa que el riesgo no exista, simplemente es un riesgo menor.

Fuente: 

MedlinePlus. Enfermedad de Lyme. Sitio web: medlineplus.gov

Centro para el control y prevención de enfermedades. Garrapatas. Sitio Web: www.cdc.gov